Publicidad
Publicidad
eNewsletter

Recibe gratis en tu correo cada mes lo más destacado de Avicultura.com

Registro eNewsletter

¿Estás registrado?
Modifica tu perfil

Bélgica y Holanda se acusan mutuamente de mala gestión de la crisis de los huevos contaminados

Las autoridades belgas y holandesas se han enfrentado el miércoles 9 de agosto en un rifirrafe, después de que el ministro de Agricultura belga Denis Ducarme afirmara que Holanda tuviera conocimiento ya en noviembre pasado de partidas de huevos contaminadas con el pesticida fipronil, prohibido en la cadena alimentaria europea. Los Países Bajos han desmentido rotundamente la acusación. Según el inspector general holandés Rob van Lint, el NVWA – Comité de los Países Bajos para la seguridad de los alimentos y los productos – recibió información sobre la utilización del fipronil en granjas pero no de que estuviera presente en los huevos.

El Gobierno belga destacó la “falta de cooperación” por parte de Holanda y justificó por ello la reacción tardía de su país en los sistemas europeos de alerta, tardanza por la que la Comisión Europea ha abierto una investigación a Bélgica. “No es un problema belga. Es un problema europeo. No es fácil lidiar con la falta de cooperación de un país vecino para compartir sus informaciones, y esto crea un elemento de tensión”, sostuvo Ducarme, en una comparecencia de urgencia ante una comisión del Parlamento federal.
La credibilidad de la AFSCA – autoridad nacional belga responsable de la seguridad alimentaria – está en cualquier caso en tela de juicio después de que se revelara que la presencia de fipronil sobrepasaba el techo de riesgo para el consumo en una de las muestras. La AFSCA ha publicado el listado de los lotes de huevos afectados.

 

La Unión Europea y las asociaciones de consumidores exigen sancionar a las empresas responsables. En plena crisis alimentaria, Chickfriend, de Gelkderland, la empresa holandesa que supuestamente incorporó el tóxico a una mezcla antiparasitaria de aceites esenciales, sin conocimientos de las granjas afectadas, señala que “no lo aplicaron en las explotaciones de pollos para el consumo humano”.

escandalo-fipronil-en-huevos-1

 

Europa en alerta por los huevos holandeses

El pasado 20 de julio las autoridades Belgas ya informaron, a través del Sistema de Alerta Rápida para Alimentos y Piensos RASFF, la detección de un alto contenido del fipronil en huevos provenientes de Holanda. Los huevos contaminados con el tóxico, que provienen de un mismo productor, han sido distribuidos en 13 Estados miembros de la Unión Europea, como Austria, Bélgica, Suiza, Alemania, Dinamarca, Francia, Reino Unido, Italia, Irlanda, Holanda, Polonia, Rumanía y Suecia. En cuanto a España, la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (AECOSAN) ha asegurado que no se han distribuido huevos contaminados con el tóxico.

En España, la AECOSAN ha asegurado que no se ha distribuido ningún huevo contaminado. 

Las medidas que se adoptaron en los países afectados, sobre las granjas de producción y los productos presuntamente implicados, han sido las de proceder al bloqueo de la producción de estas granjas, así como la localización y la retirada del mercado de los huevos contaminados. Además, el NVWA ha publicado un listado que incluye los códigos de los huevos que contienen una cantidad de fipronil superior al permisible para que los consumidores que hayan podido adquirirlos los retiren.

Las autoridades de Holanda han empezado el análisis de carne de pollo para buscar las trazas del  componente. De acuerdo con la LTO – Federación Holandesa de Agricultura y Horticultura-, el fipronil permanece en los gallineros y representa una fuente de contaminación. Una vez retirada la fuente de contaminación, las gallinas van eliminando gradualmente el producto y sus huevos pueden volver a ser aptos para el consumo. Sin embargo, como ello puede tardar entre 6 y 8 semanas, lo más seguro es que tengan que ser sacrificadas. Los avicultores afectados se enfrentan a enormes pérdidas, pues aunque desconocían el riesgo en que incurrían, lo más probable es que tengan que cargar con los costes de la limpieza de sus instalaciones, la pérdida de su producción y el sacrificio de sus gallinas, dada la pequeña envergadura de la empresa culpable de la contaminación, según esta última fuente.

La práctica de la muda forzada puede ser conveniente para eliminar los restos del tóxico. Los principales métodos para realizar esta práctica son ayuno durante 6 a 14 días, el límite del aporte de nutrientes o privar a las aves de la luz. Al someterse al estrés, las gallinas dejan de poner huevos y así se espera que el fipronil vaya desapareciendo de su cuerpo para que puedan recuperarse.

 

Toxicidad para la salud humana

Se trata de un producto de uso veterinario, catalogado por la OMS como “moderadamente tóxico para los seres humanos” y que se utiliza contra piojos, garrapatas, pulgas y ácaros. Su uso en animales destinados al consumo humano, incluyendo las gallinas ponedoras, está prohibido en la Unión Europea. Su presencia implica un riesgo para la salud y puede provocar vértigo, náuseas o vómitos si sobrepasa los 0,72 mg/kg, según la Agencia Europea para la Seguridad Alimentaria (EFSA).

En este caso, ha sido utilizado para tratar la presencia del ácaro rojo, denominado Dermanyssuss gallinae en gallinas de puesta.

En una advertencia de cara a la opinión pública el NVWA ha indicado que la contaminación con este pesticida hace que los huevos no sean aptos para el consumo por representar un “agudo riesgo” para la salud humana. En un principio, a finales de julio, se informaba de que las granjas afectadas eran 7, pero una semana más tarde el número de aquellas en las que se había encontrado el pesticida, bien en la carne de las aves, en los huevos y en las deyecciones había aumentado hasta 180.

escandalo-fipronil-en-huevos-2

Cronología de los hechos

  • 19/06/2017 el fipronil se encuentra en un establecimiento de Bélgica.
  • 28/06/2017 solicitud formal de investigación de Bélgica a la NVW.
  • 19/07/2017 se muestrean 8 establecimientos holandeses.
  • 22/07/2017 resultados de laboratorio muestran que el fipronil se utiliza en 7 granjas de los Países Bajos.
  • 26/07/2017 bloqueo granjas avícolas de puesta por precaución.
  • 30/07/2017 aproximadamente 180 establecimientos bloqueados.
  • 03/08/2017 la NVWA publica una lista de los huevos contaminados. La lista incluye los códigos de los huevos que contienen una cantidad de fipronil superior al permisible.

 

 

Artículos Relacionados

Comentarios cerrados